TEXTO ALEJANDRA FERNÁNDEZ

Este otoño, Fundación MAPFRE nos presenta tres grandes muestras en sus salas de Madrid y Barcelona. Además, siguiendo con su programación de itinerancias, otras exposiciones viajarán a A Coruña, Las Palmas de Gran Canaria, Berlín y San Francisco.

Redescubriendo el Mediterráneo

Una de las grandes referencias culturales de la temporada, la exposición Redescubriendo el Mediterráneo, podrá visitarse a partir del 10 de octubre en la Sala Recoletos de Madrid. Esta muestra propone un recorrido a través de pinturas y esculturas de diversos artistas que, entre finales del siglo XIX y principios del XX, encontraron en el arte y la cultura un momento de celebración, de felicidad y alegría, que proyectaron en todas sus obras. El “redescubrimiento” del Mediterráneo, gran protagonista de esta muestra, se produjo en toda Europa, comenzaron a ponerse de moda los baños de sol y la búsqueda de la luz y el color de este mar y este paisaje se convierte así para los herederos del impresionismo y de la pintura plein air en un símbolo de reconciliación con el pasado y en un lugar de libertad artística para la creación y evolución de un arte moderno.

En esta exposición, compuesta por más de 138 obras de más de 74 prestadores, disfrutaremos de obras de los grandes nombres de la historia del arte como Aristide Maillol, Auguste Renoir, Carlo Carrà, Claude Monet, Henri Matisse, Hermen Anglada-Camarasa, Joaquín Sorolla, Pablo Picasso, Salvador Dalí, y Vincent Van Gogh, entre otros, con el mar Mediterráneo como hilo conductor.

Fotografía. Un diálogo con el espectador

La sala de exposiciones situada en la Calle Bárbara de Braganza, 13, también en Madrid, será el lugar donde Fundación MAPFRE presente la exposición de fotografía Humberto Rivas, un artista nacido en Buenos Aires en 1937, que desde 1976 y hasta su muerte, en 2009, vivió y trabajó como fotógrafo y docente en Barcelona.

Humberto Rivas. Violeta la Burra y su madre, 1978 Espaivisor, Valencia © Asociación Archivo Humberto Rivas

Esta muestra, que tiene sus puertas abiertas al público desde el 21 de septiembre, es la mayor retrospectiva de su obra que se ha hecho hasta el momento. La exposición pretende reivindicar la fotografía de Rivas y poner de manifiesto la importante renovación del lenguaje fotográfico que su trabajo ha supuesto.

Creador de una nueva forma de documentar, sus imágenes buscan plasmar la huella del tiempo y de la memoria con un estilo sobrio y sencillo que invita al diálogo con el espectador.

El impacto que causó su obra en la ciudad condal supuso un importante impulso para el reconocimiento de la fotografía como soporte de creación artística en nuestro país. Situada en aquellos momentos en una situación de marginalidad con respecto a otras disciplinas artísticas, la fotografía creativa descubre con este constructor de imágenes una nueva forma de documentar, de buscar la impronta del tiempo, de la cultura y de la memoria.

En Barcelona, un diálogo entre dos grandes artistas

Y a partir del 11 de octubre se podrá visitar en la Casa Garriga Nogués, en Barcelona, la muestra Picasso-Picabia. La pintura en cuestión, una exposición que está compuesta por más de 150 piezas, entre pinturas, artes gráficas, cartas y fotografías, y que establece un diálogo entre las obras de Pablo Picasso y Francis Picabia. La originalidad de esta exposición es que nunca se les ha asociado de este manera, lo que constituye una oportunidad para dar a conocer los vínculos, reales e imaginados, y los desencuentros que existieron entre ellos.

A través de la obra de estos dos artistas fundamentales, la muestra plantea un recorrido por un periodo esencial en la historia del arte de nuestro tiempo: desde 1910, cuando el cubismo está en pleno desarrollo junto con el dadaísmo, del que Picabia era uno de sus grandes seguidores, hasta el periodo comprendido entre 1925 y 1928, en el que ambos comparten el gusto por lo que se denomina “clasicismo monstruoso”.

La muestra finaliza con una selección de sus últimos lienzos, en los que, si Picasso vuelve incansablemente a la figura humana, hasta su muerte en 1973, Picabia, cuya carrera se detiene en 1953, reduce el acto de pintar a sutiles monocromos salpicados por puntos.

Las exposiciones de Fundación MAPFRE viajan

Y para seguir con su iniciativa de acercar el arte a los ciudadanos de todo el mundo, la programación expositiva de la Fundación se acerca en esta temporada a varios países. Así, Fundación MAPFRE presentará en la sede de la Fundación MAPFRE Guanarteme en Las Palmas de Gran Canaria una exposición dedicada a Luis Bagaría, el más importante caricaturista político español del primer tercio del siglo XX, compuesta por sus fondos artísticos. Con su personal trazo y su gran capacidad de síntesis, Bagaría nos invita a reflexionar sobre un mundo más justo.

También, en la Fundación Barrié, en A Coruña, se podrá contemplar la colección de fotografía de la artista mexicana Graciela Iturbide, considerada como una de las fotógrafas más influyentes de América Latina. Se trata de la colección más completa que existe de su trabajo, un total de ciento ochenta y seis fotografías que supone un completo recorrido transversal por su obra desde sus primeros proyectos hasta alguno de los más recientes.

Además, se inaugurarán las exposiciones Nicholas Nixon y Brassaï, producidas por la Fundación, en Berlín, en el C/O Berlín, y en el SFMoMa de San Francisco respectivamente.

Centrado sobre todo en el retrato, y con una gran capacidad para exprimir las posibilidades de su cámara, Nicholas Nixon nos propone un mundo a través de su obra que abarca desde las primeras vistas de ciudades de los años 70, hasta la reconocida serie de Las hermanas Brown. Ancianos, enfermos, la intimidad de las parejas o la familia son algunos de los temas que han cautivado al artista a lo largo de su carrera.

Por su parte, el trabajo de Brassaï, ya reconocido a principios de la década de 1950, ha llegado a ser considerado como una de las piedras angulares del nacimiento y evolución de una nueva tendencia en la práctica fotográfica que surgió entre las dos guerras mundiales, trascendiendo su carácter documental para recuperar la concepción de la fotografía como medio creativo.

 

Crédito Imagen Apertura:  Paul Cézanne, La Montagne Sainte-Victoire, c. 1887-1890 Musée d’Orsay, París RF 1969-30 Foto: © RMN-Grand Palais (musée d’Orsay) / Hervé Lewandowski
Share This